La presidenta diputada Dulce María Sauri Riancho: Tiene la palabra por cinco minutos la diputada Carmen Julia Prudencio González, del Grupo Parlamentario del Movimiento Ciudadano, para presentar iniciativa con proyecto de decreto que reforma y adiciona diversas disposiciones del Código Penal Federal.

La diputada Carmen Julia Prudencio González: Con el permiso de la Presidencia. A propósito del comentario del diputado Molina, en esta ocasión me permito hacer uso de la voz en la más alta tribuna del país para someter a su consideración un asunto que desde nuestra opinión merece ser legislado por esta soberanía, y me refiero a las agresiones que han sido llevadas a cabo en contra de policías.

Como lo establece la Constitución, la seguridad pública es una función de Estado a cargo de la Federación, las entidades federativas y los municipios, que tienen como finalidad salvaguardar la integridad física, los bienes, salvaguardar la paz y la integridad, así como perseguir la comisión de los delitos y mantener el orden público, la paz y el orden público en nuestro país.

Por lo tanto, el asunto no es menor, ya que prestar un servicio que se realiza principalmente en las calles con el fin de procurar guardar el orden y aplicar la ley, tiene un grado de complejidad. Los policías sirven y defienden a la sociedad en conjunto, son el representante del Estado más cercano a las personas, por lo que a su vez son servidores públicos más vulnerables ante quienes buscan vulnerar el estado de derecho.

En México existen 331 mil policías y agentes de tránsito, y durante 2018 han sido asesinados 256 policías. ¿Cuántos más necesitamos para realizar cambios que dignifiquen y fortalezcan la labor de los policías?

El fin del presente proyecto de decreto es sancionar de manera más severa a quien cometa un delito en contra del servidor público encargado de la prevención y persecución del delito y procuración de justicia en el acto de ejercer lícitamente sus funciones o con motivo de ellas, ya que atentar contra la integridad física de un policía es debilitar el Estado mismo.

Como es de su conocimiento, esta preocupación afortunadamente ha comenzado a ser legislado en nuestro país de manera local, como es el caso de los estados de Colima y Jalisco, cuyos Congresos están abocados a buscar soluciones a este problema.

Dignificar la actuación de los miembros de los cuerpos policiales beneficia a la sociedad en general, ya que estos protegen la vida, los derechos y las libertades de los ciudadanos.

La inseguridad generalizada que se vive en el país nos obliga aún más a trabajar en favor de quienes a diario no solo exponen su vida para dar seguridad a los demás, sino que deben superar los desafíos que la sociedad les demanda.

Ejercer la profesión del policía requiere vocación de servicio, así como calidad profesional y humana, ya que exponer su seguridad física por los demás, aún sin conocerlos, lo demanda.

Debemos preguntarnos, como legisladores, ¿cómo pueden llevar a cabo estas acciones, cuando su vida y su integridad física son expuestas a quienes viven en la ilegalidad?

Es determinante reconocer la deuda política y social que tenemos con los buenos policías y hacer un esfuerzo sostenido para cambiar esta situación.

Entrega y dedicación al servicio de los demás. Así podemos resumir lo que es ser un policía. Por lo que como un Poder del Estado, nos compete legislar para que sea reconocida y valorada su actuación, la cual por cierto se realiza durante 65.4 horas a la semana, ganando en promedio solo 31.3 pesos por hora trabajada.

Esta profesión no está exenta de sacrificios, como el ser herido o incluso entregar la propia vida por vestir el uniforme, y sin embargo, sus familias los apoyan incondicionalmente, compartiendo en muchas maneras la angustia que conlleva esta labor.

Si no reconocemos como representantes populares la vocación de servicio de los policías para brindar seguridad a la sociedad en su conjunto, algo está mal. Por ello, me permito someter a consideración de esta soberanía la presente iniciativa con proyecto de decreto que reforma y adiciona diversas disposiciones al Código Penal Federal, con el fin de sancionar de manera más severa al que cometa un delito en contra de un servidor público encargado de la prevención y persecución del delito y procuración de justicia. Es cuanto.

La presidenta diputada Dulce María Sauri Riancho: Muchas gracias, diputada Prudencio González. Túrnese a la Comisión de Justicia, para dictamen.