El presidente parlamentario Enrique Álvarez González: Esta Presidencia le concede el uso de la tribuna a la diputada Erika Lorena Arroyo Bello, secretaria de la Comisión de Juventud, para que nos dirija unas palabras.

La diputada Erika Lorena Arroyo Bello: Muchas gracias. Buenas tardes a todas y a todos. Con el permiso de la Mesa Directiva.

Me siento muy honrada de hablar el día de hoy frente a los jóvenes de México. Y me atrevo a decir jóvenes de México porque aquí hay representación de todos los estados, de norte a sur, a lo largo y ancho del país tenemos mínimo un representante hombre o mujer.

Me siento también muy honrada de llegar al final de este Parlamento Juvenil con todos ustedes. Esta segunda generación ha demostrado que son maduros, que tienen capacidad, que tienen esa pasión, que tienen entrega y sobre todo que tienen un profundo amor por México.

Demostraron que México ya tiene una juventud que puede el día de hoy tomar las riendas del país y que lo harán, seguramente muy bien. De eso me siento muy orgullosas y pido un aplauso para todos y todas ustedes.

Detrás de este evento hubo muchas instituciones que se vieron envueltas en la organización. Quiero reconocer a todas y cada una de ellas, como lo es la Secretaría General, a quien reconozco y agradezco, también a la Secretaría de Servicios Parlamentarios, a la Comisión de Juventud, representada hoy por nuestra secretaria técnica, y también al equipo del Museo Legislativo.

Como siempre, en especial, agradezco a Alejandro Azcoytia, muchas gracias, a Rubén Resillas, que estuvieron pendientes de que los trabajos parlamentarios se llevaran correctamente y también con nosotros siempre lo hicieron en nuestra legislatura, lo cual se los agradezco.

Reconozco también a todos y cada uno de ustedes. Sé que fueron días muy intensos, en donde tuvieron mucho trabajo, en donde empezaban muy temprano y terminaban muy tarde, se los reconozco por estar aquí, por darse el tiempo y por regalarnos todas estas ideas.

Espero que esta experiencia los acompañe siempre, tanto lo aprendido en las comisiones, pero también los valores que tuvieron que usar, también la manera en que se pusieron de acuerdo, en la que aprendieron a respetarse.

Los invito a que nos volteemos a ver, a que nos grabemos bien las caras de los que estamos viendo hoy, porque seguramente se estarán viendo por muchos años más. Así que más vale aprender a construir, aprender a trabajar con responsabilidad, con honestidad y demostrar que sí se puede, que sí podemos ser una nueva cara de políticos, que somos una nueva generación que quiere hacer bien las cosas y que trabaja por amor a México, no solamente por algunos beneficios personales.

Los exhorto a trabajar siempre, honrando a aquellos que nos abrieron camino. Pero también pensando en las generaciones que vienen.

El día de hoy ustedes están aquí porque alguien hace algunos años se les ocurrió darles inclusión a los jóvenes. Pero también a ustedes les va a tocar ir halando a las generaciones que vienen y eso es un compromiso y también una responsabilidad.

Por último, nunca pierdan esa esencia, permanezcan siempre frescos, con esa alegría, fieles a sus ideales, cualesquiera que sean. Sí se puede, sí se puede ser un político diferente y sí se puede trabajar con valores. Por su atención, muchas gracias y muchas felicidades.

El presidente parlamentario Enrique Álvarez González: Muchas gracias, diputada.